Visual of Man's Brain

Bendito cerebro, que poco atención te prestamos, que poquita cuenta te echamos; cuando en realidad eres el órgano que más satisfacciones nos da, y al que deberíamos estar enormemente agradecidos.

El cerebro es el órgano más complejo del cuerpo humano y el mayor de nuestro sistema nervioso central. Además es el centro de operaciones de todo nuestro cuerpo, es el que controla nuestros movimientos y se responsabiliza de la complejidad del pensamiento, razonamiento, memoria, emociones y lenguaje entre otras funciones.

El cerebro es el gran desconocido, es un enigma a descubrir, poco a poco y gracias a las investigaciones realizadas vamos sabiendo más acerca de él. El cerebro está de moda, no cabe duda; aunque siempre ha despertado el interés de filósofos, neurólogos, psicólogos y psiquiatras, es un hecho que, es a partir de finales del pasado siglo cuando realmente se invierte más en investigaciones científicas para avanzar en el conocimiento de nuestro cerebro e intentar sacar lo máximo de él.

Conocer nuestra mente, saber cómo funciona es sin duda lo mejor que nos puede pasar, únicamente así es como conseguiremos conocernos a nosotros mismos, ser más resolutivos, más inteligentes, más eficaces.

Debemos sacar el mayor rendimiento posible a nuestro cerebro, y aprovecharlo al máximo. Igual que ponemos en forma nuestro cuerpo, tenemos que prestar atención a nuestro cerebro y ejercitarlo, entrenarlo para así poder enfrentarnos a los retos de la vida de manera satisfactoria.

Razonar, pensar, intuir, querer, amar, soñar, imaginar, analizar, sintetizar, crear, atender, concentrarse, memorizar, todo esto y más podemos estimular de forma eficaz con una buena actitud, una motivación suficiente y ejercicios específicos para ello.

Abramos bien los ojos y tomemos conciencia de la importancia de trabajar nuestro cerebro para hacerlo más habilidoso. Desarrollemos y aprendamos destrezas que nunca hubiéramos imaginado que la tendríamos. Es cuestión de trabajar, trabajar y trabajar, de práctica y ejercicio.

Termino con una cita de William Michaels muy significativa: “La mente es como una gran casa solariega, pero la mayoría de nosotros nos contentamos con vivir en el vestíbulo”.

——————-

Este articulo lo escribí para http://www.guadairainformacion.com.

Anuncios